Saturday, September 23, 2017

Coalition for Economic Survival
Los Angeles, California
 
You are here :: CES En Las Noticias » Sección 8 Reduce Opciones
Share:


Coalition for 
Economic Survival

514 Shatto Place
Suite 270
Los Angeles, California 
90020
Phone: (213)252-4411
Fax: (213)252-4422

contactces@earthlink.net


Like Us on Facebook

CES in las Noticias
LA OPINION
1 de Marzo de 2008

Sección 8 Reduce Opciones
Reporte indica que los fondos de ayuda para arrendamiento son insuficientes

Por Róger Lindo

Dulce Peña y su familia tienen fuertes razones para sentirse agradecidos con el programa de ayuda de arrendamiento Sección 8, gracias al cual el gobierno federal subsidia el 70% de la renta de su apartamento en Echo Park.

"Antes vivíamos en la zona de la Calle Sexta y Bonnie Brae. Desde pequeña sabía que era un sitio donde las drogas circulaban mucho. Un día encontramos sangre en una pared del vecindario, de un crimen que se había cometido allí", dijo.

Desde hace siete años, ella y sus dos hermanos, de 15 y 17 años respectivamente, viven con su madre en este barrio al oeste del estadio de los Dodgers, donde se sienten más seguros. Dulce asiste a Glendale Community College y trabaja a tiempo parcial en una guardería. De no ser por ese subsidio federal, afirma, tendría que echarse encima otros dos trabajos para cubrir los 900 dólares de la renta. La chica está convencida de que la mudanza fue fundamental para mantener a su hermano menor a salvo de las pandillas.

El programa ampara a casi dos millones de familias en todo el país, aproximadamente 300 mil en California y 44,500 en Los Ángeles. Los beneficiarios (trabajadores de bajos ingresos, personas de edad avanzada o discapacitados) tienen que pagar aproximadamente el 30% del valor de la renta y el resto lo cubre el gobierno.

Pero según un reporte reciente de California Budget Project (CBP), sólo una cuarta parte de los hogares que cumplen los requisitos para el programa reciben el subsidio y muchas regiones tienen largas listas de espera; el Departamento de Vivienda y Desarrollo Urbano (HUD) ha dejado de aceptar nuevas solicitudes, limitándose prácticamente a extender la vigencia de los cupones que expiran. Entre 2004 y 2006 aproximadaemnte 150 mil fueron suprimidos y el número actual de familias beneficiarias, indica el CBP, es inferior al que existía en 2003.

"Hay tan pocos plazos, que sacar una vivienda bajo Sección 8 es como sacarse la lotería", comentó Peter Dreier, director del Programa de políticas de urbanismo y medio ambiente de Occidental College.

Y es que alquilar vivienda en ciudades como Los Ángeles, donde las rentas están por la estratosfera, es cada día más caro. Si uno se guía por los precios actuales del mercado, dijo el experto, un trabajador necesita ingresar de 25 ó 26 dólares por hora para alquilar un espacio.

Lo más grave es que el inventario de unidades disponibles para los inquilinos con Sección 8 se está achicando aceleradamente. Muchos propietarios que recibieron fondos o préstamos federales a cambio de mantener unidades disponibles para inquilinos con Sección 8 están saliéndose o tienen pensado abandonar el programa una vez que expiren sus contratos, lo que va a ocurrir pronto en muchos casos.

De acuerdo con el estudio de CBP, más de 17 mil se han salido del programa desde 1996, a las que pudieran sumarse 93 mil adicionales de aquí a 2017.

Ese encogimiento obedece, de acuerdo con David Díaz, director del programa de Estudios Urbanísticos de Cal State en Los Ángeles (CSU/LA) a tres causas: la reducción de los subsidios federales para la renta, la facilidad con que los dueños de apartamentos pueden desembarazarse del programa y el alza en el valor de la tierra, que crea un poderoso incentivo para romper con Sección 8 y dedicarse mejor a construir condominios o rentar a los pudientes.

La respuesta del gobierno a los propietarios de complejos construidos con fondos públicos que optan por no seguir con Sección 8 es ofrecer a los inquilinos desplazados unos cupones especiales que les permiten reubicarse en complejos habitacionales privados.

"Es como un ziz-zag, hay una caída y después una subida", dijo Larry Bush, portavoz del HUD. Agregó que el 40% del presupuesto de esta institución se destina a los cupones de Sección 8, muestra, según él, del interés que Washington presta a los trabajadores de bajos ingresos.

Larry Gross, director ejecutivo de la Coalición para la Sobrevivencia Económica (CES) de Los Ángeles, piensa, en cambio, que la actual Administración del presidente George W. Bush es tan hostil al programa y que se requerirá un cambio de mando para que éste no sufra más erosiones. "Por eso es tan importante la elección en noviembre", afirmó.

El alcalde de Los Ángeles, Antonio Villaraigosa, considera que el subsidio federal a los que rentan es particularmente esencial en una época en que los precios de la vivienda se han disparado y cuando el sector inmobiliario del país encara una de las peores crisis de su historia.

"La semana que viene me reuniré con el secretario de Vivienda. Él quiere hablar sobre el tema de Sección 8", dijo Villaraigosa a la Junta Editorial de este periódico.

A Alfonso Jackson, el secretario del ramo, le espera una gran recepción durante su visita a Los Ángeles. Aprovechando su presencia, varias organizaciones preparan actividades para llamar la atención sobre la carencia de vivienda costeable en esta ciudad.

"Una de las cosas más importantes que vamos a pedir al Concejo Municipal es que proteja el actual inventario de unidades privadas para arrendamiento. Hay demasiadas demoliciones, demasiadas conversiones. Todo esto está exacerbando la crisis de vivienda", declaró Dreier.


Volver al CES en las noticias

 

 

Terms Of Use Site Map
© 2014 Coalition for Economic Survival
Login
Site Development by Dave Ellend
beacon type